Aviso sobre red de Yucatán fue preventivo: Cenace

0

El Cenace dio a conocer un comunicado en el que declararon un estado operativo de emergencia en la península de Yucatán para los próximos meses, sin embargo, posteriormente aclaró que no existen condiciones que fundamenten tal declaratoria y que el aviso fue, únicamente, preventivo.

Dijo que la notificación realizada a los integrantes de la industria eléctrica es parte de las medidas preventivas para mantener en todo momento un suministro seguro y confiable en el Sistema Eléctrico Nacional (SEN) y, en particular, en la Península de Yucatán.

Indicó que la península cuenta con una capacidad de dos mil 453 megawatts, destacando las centrales generadoras de ciclo combinado, además de los enlaces con la Red Nacional de Transmisión, por lo que existe suficiencia de suministro eléctrico para la demanda máxima de energía prevista en este verano.

Añadió que, si esta capacidad instalada no llegara a ser suficiente en la región, por su ubicación geográfica, cuenta con un sistema de transmisión complementario que puede suministrar la energía eléctrica necesaria.

Aseguró que el mensaje que cita, de manera textual: “Este 17 de junio del año en curso el Cenace notificó de manera preventiva a todos los integrantes de la industria eléctrica las condiciones operativas previstas para la Península de Yucatán, durante el verano del año en curso, a raíz de las limitaciones que se han registrado en el suministro de gas natural en la región” sólo tuvo como propósito informar de manera transparente a los integrantes de la industria eléctrica para que, en el ámbito de sus respectivas competencias, se lleven a cabo las medidas operativas necesarias en caso de que el centro llegase a declarar un estado operativo en emergencia.

Detalló que, entre las medidas preventivas que se han dispuesto con base en la política energética actual, se encuentran las diligencias correspondientes para incrementar en la red de gasoductos la oferta y disponibilidad de gas natural, esto además de la modificación de la estación de compresión en Cempoala, los trabajos para la instalación de un cabezal de descarga múltiple de diésel en la Central de Ciclo Combinado Mérida III, y el reforzamiento de los medios de abastecimiento de combustible diésel, como respaldo para las centrales de ciclo combinado en el sureste del país.