spot_img
martes, febrero 27, 2024
26.6 C
Mexico City
InicioEspecialesEntrevistasGas natural vehicular, combustible económico, ecológico y seguro

Gas natural vehicular, combustible económico, ecológico y seguro

Dentro del gas natural hay muchas aplicaciones, pero la que más consume el combustible es la generación de energía eléctrica, después viene el sector industrial, que es una parte fundamental para desarrollo de las ciudades, como lo es en la zona norte del país o el bajío; posteriormente viene el consumo doméstico y finalmente el gas natural vehicular, que no alcanza ni el uno por ciento del consumo del gas natural general.

En términos reales, la industria del Gas Natural Vehicular (GNV) en México es reciente porque nació hace pocos años, ya que la aplicación que se utilizaba anteriormente para el parque vehicular era el gas lp, el cual dejó una mala imagen en los consumidores porque echaba a perder los motores, por lo tanto, cuando se empezó a promover el GNV en el país se generó ese conflicto de confundir el gas lp con el gas natural, a pesar de que son dos productos completamente diferentes.

Una de las grandes ventajas del GNV es que el ahorro del combustible es muy grande para el usuario, casi del 50 por ciento, lo que ha provocado que los conductores se convenzan a cambiar al gas natural, sobre todo en la parte del transporte público.

Para conocer más sobre los beneficios del gas natural vehicular, Global Energy conversó con Enrique Taracena, Director General de NATGAS, una empresa fundada en 2012, con el objetivo de promover una alternativa de combustible ecológico.

“NATGAS inició operaciones en 2013 para empezar a desarrollar un círculo virtuoso para todos, empezando por los choferes del transporte publico, quienes incrementaron su calidad de vida al convertir sus unidades a gas natural, un combustible más barato que extiende el tiempo de vida de los vehículos y permite que no haya tanta presión para el incremento de tarifas, algo que beneficia a los usuarios, además de ser un combustible más amigable con el medio ambiente”, explicó.

A pesar de que México se encuentra ubicado en una zona del mundo que cuenta con los precios más bajos de gas natural, esta ventaja no ha sido aprovechada para impulsar el uso de este combustible como alternativa para lograr una movilidad más limpia, segura y eficiente.

Para Taracena, una de las principales razones las que estamos inmerso en esta situación es porque México estuvo muy retrasado en todo lo que tiene que ver con la red de gasoductos, a tal grado que apenas hace como 10 años se duplicó la infraestructura que había en el país, lo que retrasado la llegada del gas natural a las ciudades y, por ende, también del GNV.

“Hoy en día existen 88 estaciones de servicio de gas natural vehicular operando en 21 Estados de la república mexicana, cuando de gasolina hay más de 12 mil y hay más de 61 mil vehículos convertidos a gas natural de un padrón de 45 millones de automóviles en todo el país, cuando en Argentina, por ejemplo, hay más de dos millones de vehículos convertidos a gas natural vehicular, en Brasil más de 1.6 millones y en Colombia más de 800 mil”, reveló el directivo, quien agregó que, “hoy en día, con la presión que hay para disminuir las emisiones de gases de efecto invernadero, se abren las puertas para seguir implementando estaciones de servicio de gas natural vehicular”.

A decir de Enrique Taracena, uno de los principales retos para la industria es que, aunque se abran muchas estaciones de servicio también es necesario que haya más vehículos que ocupen dicho combustible. En este sentido, explicó que desde hace algunos años dejaron de existir lo estímulos federal para la conversión de vehículos a gas natural.

“Antes la Semarnat sí tenía presupuesto para ayudar a convertir vehículos, pero hoy ya no. A nivel estatal algunos gobiernos han implementado estrategias para apoyar principalmente al transporte público de pasajeros, como es el caso de Jalisco y Nuevo León, donde recientemente adquirieron unidades a gas natural y en su momento también el gobierno de Querétaro otorgó estímulos a taxistas y apoyó a transportistas para la compra de autobuses urbanos”, detalló.

Desde el punto de vista ambiental, económico y logístico, los vehículos a gas natural son una mejor opción en relación en relación a los eléctricos, por lo menos para el sector de transporte concesionado.

En el caso de los taxistas, por ejemplo, para que ellos puedan entrar al sector eléctrico forzosamente tendrían que comprar un vehículo nuevo, los cuales no son nada baratos, mínimo tendrían que invertir alrededor de 400 o 500 mil pesos, sin embargo, si se quieren convertir a gas natural vehicular, tendrían que invertir 35 mil pesos nada más. Por otra parte, la logística también influye porque para una carga eléctrica te puedes tardar unas dos horas, mientras que con el gas natural sólo demoras 5 minutos”, aseguró el especialista. A futuro, Taracena espera que se le de más difusión a los beneficios del GNV para que el usuario entienda que es un combustible económico, ecológico y seguro, ya que si esto ocurre se podría duplicar la cantidad de vehículos en un periodo aproximado de dos años, es decir, pasaríamos de 60 mil a 120 mil. Mientras que para el caso específico de NATGAS, proyecta que durante los próximos tres años puedan convertir a gas natural un promedio de 8 mil vehículos por año.

latest articles

Negocios Industriales

Relacionados

Congreso de la AIGLP abordará temas de impacto para el sector del gas LP

La Asociación Iberoamericana de Gas Licuado de Petróleo promueve la edición 37º del Congreso, con dos días de debates en Río de Janeiro, reuniendo...

La crisis del Caribe: Cuba y sus problemas de combustible

Por Mikhail SmyshlyaevInstituto para el Desarrollo de Tecnologías de Combustibles y Energía (IRTTEK) La reciente noticia de que el combustible, incluidos la gasolina y el...

Cotemar recibe reconocimiento Empresas Excepcionales 2023

Grupo Cotemar recibió nuevamente el Reconocimiento Empresas Excepcionales 2023, ahora con nivel excepcional por la Práctica Balance, en la categoría Fomentar el Desarrollo y...