Sin precios no hay paraíso

El precio es sin duda el componente más importante y menos comprendido en la cadena de suministro energética. En su momento es el indicador para interpretar de alguna forma la “salud” de la industria, así como para estimar la factibilidad de inversiones en el largo plazo; en otras ocasiones se utiliza, como es el caso del precio de la gasolina, como una herramienta para presionar a un sector con comparaciones tipo “Quién es Quién en los Precios”.

0

Por Jaime Brito, Vicepresidente, Stratas Advisors

 

Los precios del crudo son particularmente interesantes, ya que al parecer son el eterno ente alrededor del cual gravitan los eventos más importantes del mundo económico y geopolítico; así como pueden determinar la evolución de inversiones se usan para “medir” lo exitosos o fallidos que pueden ser los acuerdos de la OPEP y sus aliados.

Los precios del petróleo son omnipresentes, pueden tener significados muy diferentes para cada entidad y son dinámicos. Un nivel específico en el precio de un crudo podría ser más que suficiente para un país productor, pero podría significar la ruina para otro. El precio del crudo puede significar la salvación financiera o una cartera apretada en la planeación del presupuesto anual. Se pueden hacer “apuestas” (conocidas como coberturas) alrededor de un precio de crudo, para mitigar riesgos, pero si no se hacen bien se pierde dinero.

Todos opinan acerca de él, ya sea académicos, periodistas, productores de conferencias, aunque la mayoría no entienda en realidad qué factores lo mueven o cuántos tipos de precios existen, o cómo se generan. Lo más grave es que la mayoría de las entidades que producen o exportan el crudo no saben, en la mayoría de las veces, que podrían “elegir” precios alternativos, o negociar con índices de precios del mismo crudo, pero al ser reportados por otra agencia diferente podrían ser más eficientes, más justos, transparentes y permitir mayores ingresos que otros precios usados tradicionalmente.

La elección de los precios marcadores correctos en una fórmula de comercialización, de importación o exportación, son la herramienta más poderosa y menos utilizada por las empresas nacionales y privadas en todo el mundo, y particularmente en América Latina. Un exportador de crudo podría recibir más ingresos simplemente por modificar sus precios marcadores de tal forma que sean más representativos de la calidad de su crudo y representen la realidad del mercado en cuestión lo más cerca posible, pero pocos en América Latina aprovechan esta poderosa opción.

El precio del petróleo es fascinante.

Toquemos algunos puntos relevantes respecto al precio del crudo, con un afán de aportar un granito de arena al mercado mexicano.

1)          El precio del crudo en este año del COVID-19

 

Debido a la pandemia el precio de mercado (spot) del crudo WTI se desplomó prácticamente 80% desde principios del 2020, pero ya para principios de julio se había recuperado el 63% de esta pérdida. Esto, a pesar de la gran incertidumbre que aún queda, en medio de un rebrote del virus que ha causado estragos en varios estados en los EEUU y otras regiones del mundo, particularmente en América Latina.

El principal factor detrás de esta recuperación en el precio del crudo es el hecho de que la producción petrolera ya cayó, debido precisamente al bajo precio de mercado durante marzo, abril y mayo. Con esta caída en la producción el mercado se ha rebalanceado.

–             En los Estados Unidos ya se perdieron más de 2 millones de b/d de producción petrolera, y gradualmente con esta caída de producción, con una alta correlación, el precio del WTI se fue recuperando.

–             Lo que las estadísticas nos han ido mostrando es que con un rango de precios de USD$38/bl-USD$42/bl los operadores de pozos en los Estados Unidos han dejado de ajustar a la baja su producción. Este parece ser un nuevo punto de equilibrio para el sector, suficiente para la operación de pozos ya desarrollados.

Conforme la producción petrolera continúe cayendo en el mundo, el precio del WTI o el Brent continuarán fortaleciéndose, pero, esta tendencia causa a su vez un desbalance estructural, pues los precios de los refinados como la gasolina o el diésel no han podido recuperarse en la misma proporción. Este tema lo exploraremos con més detalle en otra ocasión.

2)          Los precios marcadores regionales indican flujos mundiales

El análisis de un precio como el WTI en sí mismo es interesantísimo. Pero, cuando sus niveles se comparan con otros marcadores en el mundo, o con crudos de diferentes calidades, se tienen conclusiones aún más poderosas que permiten planear estrategias comerciales a grandes productores de petróleo. Aquí ya entramos al área de arbitrajes o diferenciales.

El comparar, por ejemplo, el precio del WTI contra el precio del Brent le indica qué tanto crudo podrían exportar los productores norteamericanos a Europa. A este análisis se le conoce como arbitraje: las diferencias de precios entre regiones que incentivan o no el flujo de barriles de un lado a otro. Un diferencial para el Brent-WTI de arriba de USD$1.50/bl se considera “abierto” y significa que hay incentivo para exportar la mayor cantidad posible de petróleo hacia Europa.

Con las grandes inversiones que han completado los exportadores de los EEUU este tema es de gran importancia. Refinerías en los Países Bajos o Alemania reciben crudo de Estados Unidos, que compite con el crudo ruso, azerí, kazah o de Mar del Norte, dependiendo de los niveles de precios y arbitrajes.

Asimismo, el diferencial entre el Brent y Dubái habla del posible arbitraje que hay entre la costa del Atlántico y los importadores de crudo de Asia, como China o la India.

Los pronósticos que tenemos de aquí a finales del 2021 muestran un panorama particularmente complicado para el arbitraje, y que requerirá de mucha creatividad comercial para los productores y exportadores de petróleo. Dado el reducido espacio es complicado hablar con detalle de todas las implicaciones, pero, las exportaciones hacia el continente europeo o asiático de parte de exportadores en América Latina se va a complicar bastante en los siguientes meses.

3)          El pronóstico o análisis de precios requiere un conocimiento profundo

Después de 25 años de seguir con detalle los movimientos de precios en la industria petrolera, es particularmente interesante escuchar las explicaciones de muchos analistas en la industria. Todas las versiones son válidas, y cada quien hace su lucha pero, es preocupante cuando alguien sin experiencia ni conocimiento técnico intenta explicarle o asesorar a entidades tan importantes como PEMEX, la Secretaría de Energía, a miembros de la AMEXHI, Ecopetrol, Petroecuador, entre otros.

Para un análisis correcto de precios de mercado, para una recomendación de índices de precios adecuados para fórmulas de exportación y transacciones domesticas, la persona que interactúe con usted requiere al menos de estas características:

–             Conocimiento comercial de cómo los precios entre productos refinados y crudos interactúan. A veces el precio del crudo “jala” al alza a los precios de productos. Hay veces que es al revés, y como consecuencia del COVID-19 hemos visto condiciones sin precedentes, donde el precio del crudo ha estado estructuralmente más alto que el de los refinados con consecuencias tremendas para varias entidades en el sector. No cualquiera sabe interpretar estas interacciones y correlaciones entre precios de crudos diversos.

–             Conocimiento profundo de refinación. Para entender cómo los rendimientos de productos impactan el precio, los márgenes de refinación de sus clientes y su competitividad. La gran mayoría de la gente que está tocando a sus puertas no conoce estos temas.

–             Conocimiento geopolítico-económico. Que permita explicarle a usted porqué un precio de futuros no es el adecuado para su fórmula, o qué implicaciones tendría el utilizar para el análisis un precio spot en particular. Todas estas características llevan años para dominarse de tal forma que se le pueda a explicar a usted de la forma más eficiente.

Si usted es productor o comercializador de crudo y la empresa que le quiere explicar temas de índices marcadores le envía a alguien sin la experiencia necesaria, tenga cuidado. Es como si usted requiere una cirugía delicada y permite que un reportero de temas médicos o alguien que organizaba conferencias de medicina le opere. ¿Usted lo permitiría?. El elegir índices de precios es un tema particularmente importante y delicado. Al elegir precios apóyese en una entidad independiente y con reputación mundial, en lugar de confiar en los argumentos de una entidad que le envíe a personal no preparado para estas conversaciones.

En Stratas Advisors estamos para servirle. Sígannos en nuestras redes, en StratasAdvisors.com y en Global Energy TV para lo último del mercado. Seguiremos analizando al mercado petrolero internacional en nuestra siguiente participación.

¡Nos vemos en la próxima!