Octavio Romero presenta Plan de Negocios de Pemex

0

El presidente Andrés Manuel López Obrador informó sobre el Plan de Negocios de Petróleos Mexicanos (Pemex) que fue aprobado el día de ayer por el Consejo de Administración de la empresa, esto para dar a conocer cómo se está rescatando a la industria petrolera.

El encargado de presentar el Plan fue el director general de Pemex, Octavio Romero, quien detalló que el proyecto muestra la nueva visión estratégica de la empresa, en línea con la política del Gobierno de México en materia energética y de desarrollo económico.

“La esencia de este Plan es proponer soluciones que resuelvan estos problemas históricos. Para ello, con el apoyo del Gobierno de la República al anunciar que respaldará y apoyará un cambio al régimen fiscal de Pemex, se ha dado un paso histórico a fin de que la empresa tenga un alivio en su carga fiscal, que le permitirá liberar recursos para detonar proyectos de inversión en la producción del petróleo”, comentó Octavio Romero.

Como una primera medida, para el 2019 se amplió el beneficio fiscal en el pago de los derechos de producción de petróleo, a través de la publicación de un decreto que resultó en un beneficio del orden de 30 mil millones de pesos para este año. El objetivo es que el Gobierno de la República apoye a Pemex los primeros tres años de la administración, en lo que será una etapa de transición para recuperar la producción de petróleo, para que, en la segunda mitad de la administración, sea Pemex quien apoye al Gobierno Federal para financiar el desarrollo y el crecimiento económico de nuestro país.

Para resolver el problema de la elevada carga fiscal, el Gobierno Federal tiene previsto presentar una propuesta de reforma a la Ley de Ingresos sobre Hidrocarburos para reducir la tasa del derecho de utilidad compartida, el DUC, a través de un esquema gradual de 7% para 2020 y de 4% para 2021. Cabe señalar que la tasa actual es del 65% y que se llegaría a una tasa de 54% para 2021.

Finalmente, para esta etapa de transición de apoyo del Gobierno Federal a Pemex, se están considerando aportaciones de capital para el período 2019-2022, a fin de complementar los requerimientos de inversión.De especial relevancia será la capitalización destinada al financiamiento de la Nueva Refinería de Dos Bocas, cuya construcción será fondeada con recursos federales.

Para 2021, se reducirán las aportaciones de capital del Gobierno Federal a tan solo 38 mil millones de pesos. Asimismo, se contempla que la inversión pública se complemente con inversión privada, a través de contratos de servicios de largo plazo para la producción de petróleo, los CSIEEs.

Lo anterior permitirá que Pemex pueda contar con recursos para invertir en la producción de petróleo y en la recuperación de la capacidad de las refinerías.

En materia de exploración, la estrategia se orienta en intensificar la actividad en áreas terrestres y aguas someras privilegiando prospectos aledaños a los campos en producción; en reducir, también, los tiempos entre el descubrimiento y la primera producción de los nuevos campos y en fortalecer el portafolio exploratorio para el mediano y largo plazo.

Para incrementar la producción de aceite y gas, uno de los ejes fundamentales del Plan de Negocios consiste en acelerar el desarrollo de los nuevos yacimientos descubiertos, así como incrementar la actividad de desarrollo en campos en explotación, tanto con pozos nuevos como con reparaciones mayores.

Con el fin de detener la declinación e incrementar el factor de recuperación, en los campos maduros, se tiene considerado aumentar la actividad de mantenimiento a la producción base, así como la implementación de procesos de recuperación secundaria y mejorada. Con ello, se prevé incrementar la producción a niveles de 2 millones 697 mil barriles promedio diario en el último año de la presente administración.

Por lo que se refiere a Transformación Industrial, el Plan prevé una recuperación gradual de la capacidad de Refinación, a partir de los mayores montos de inversión que se destinan para la rehabilitación de las seis refinerías y el desarrollo de la nueva refinería de Dos Bocas.

La intención de este Plan de Negocios es que Pemex tenga recursos para invertir, que le permitan, a partir del próximo año, incrementar sus niveles de producción en toda la cadena de valor, generando los recursos para mejorar su balance financiero. De esta forma, con esta estrategia integral, Petróleos Mexicanos logra su equilibrio presupuestario en el año 2021 y, año con año, conforme aumenta la producción de petróleo, se incrementa el superávit financiero de la empresa.

Finalmente, la estrategia que se presenta en este Plan de Negocios tiene la virtud de que, en el mediano y largo plazo, México se beneficia por mayores transferencias de ingresos petroleros a la hacienda pública federal. Los resultados del modelo financiero arrojan que en el horizonte 2021-2030, el Gobierno Federal incrementaría la captación de recursos tributarios petroleros. Esta proyección demuestra el efecto positivo que tendrían los apoyos recibidos en el período de transición de la primera mitad de esta administración.

En este documento, Pemex también deja clara su apertura a esquemas de negocio con el sector privado, bajo un estricto cuidado de sus intereses y con acuerdos justos y transparentes. Para hacer más eficiente la operación tanto de los recursos materiales como humanos de Pemex, se tiene previsto adquirir y renovar equipos y herramientas para una buena parte de sus más de 200 talleres y plantas, así como desarrollar el capital humano y asegurar la transferencia del conocimiento mediante la capacitación y certificación del personal.

Por último, la estrategia considera incentivar el crecimiento del contenido nacional en las contrataciones de Pemex y seguir agilizando los procesos de contratación.