Indispensable rectoría del Estado en el sector energético: AMLO

0

Durante la inauguración de unidades de turbogás aeroderivadas en La Paz, Baja California, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, señaló que en las pasadas administraciones federales no se invirtió el dinero suficiente para que la Comisión Federal de Electricidad (CFE) construyera termoeléctricas e iniciara la reconversión de plantas antiguas para que dejaran de trabajar con combustóleo.

“Nada más pensemos que hace 20 años toda la generación estaba a cargo de la Comisión Federal de Electricidad; cuando llegamos al gobierno, ya el 50 por ciento de la generación estaba en manos de empresas privadas, sobre todo extranjeras, que le venden energía a la Comisión Federal de Electricidad a precios elevadísimos. Ese era el plan. Si no hubiésemos ganado, si no hubiese optado el pueblo por un cambio verdadero, a finales del sexenio íbamos a estar en la Comisión Federal de Electricidad generando si acaso el 10 por ciento de la energía demandada por el mercado y el 90 por ciento del mercado iba a estar acaparado por las empresas particulares, sobre todo extranjeras, subsidiadas con el presupuesto, con el dinero del pueblo”.

Aseguró que se abandonó la industria eléctrica de manera deliberada para “para dar oportunidad a todos los negocios jugosos que hicieron al amparo del poder público y cuando llegamos, pues había apagones porque no se había invertido en mejorar el servicio de energía eléctrica”.

El mandatario aseguró que se iniciará con la reconversión de distintas plantas de Baja California Sur, que actualmente generan energía con diésel o combustóleo, para que utilicen gas natural y se evite la contaminación al medio ambiente.

“Estamos cumpliendo con nuestras obligaciones laborales porque sabemos bien que se va a rescatar a la Comisión Federal de Electricidad, como se está rescatando a Pemex, con el apoyo de los trabajadores y de los técnicos”.

El presidente señaló que, gracias al trabajo de obreros y técnicos de la CFE, al país le tomó cinco días resolver la crisis de abasto de gas. Enunció que una de las lecciones derivadas por esta crisis energética es que el Estado es indispensable para la rectoría del sector energético.

“Imagínense, cómo es que se apuesta todo al mercado y se piensa diluir al Estado, si en una circunstancia de crisis los que mueven el mercado -porque no hay mano invisible, eso es un cuento, eso es una falacia- los que mueven el mercado no están pensando en los ciudadanos, no están pensando en el pueblo, están pensando en el lucro, en medrar. Por eso el incremento en el precio del gas, hasta cinco mil por ciento”.

El mandatario indicó que el país cuenta con  varias fuentes para generar energía y reveló que el gobierno federal dará a conocer un plan de modernización de todas las hidroeléctricas.

“Bueno, pues tenemos que recoger esa experiencia de tener varias opciones. Imagínense, en Texas -lo digo con todo respeto- no tienen más posibilidad que el gas natural, viene esta crisis y no tienen opción, no tienen alternativa.Aquí, cuando empieza a incrementarse el precio del gas natural y cuando deciden que no nos van a abastecer de gas natural, de inmediato se contratan barcos de gas licuado y otras acciones.Entonces, esa es una muy buena lección: no estar apostando sólo a un tipo de combustible. Desde luego, buscar siempre que sean combustibles no contaminantes, pero tener las opciones, tener varias alternativas”.

Finalmente, López Obrador celebró los resultados y la forma en la que la CFE combatió la crisis energética.