Tu y yo somos uno mismo – la adquisición de la refinería de Deer Park

0

*Por Jaime Brito,  Vicepresidente de Stratas Advisors.

Pocas veces en la historia se tiene el gusto de escribir acerca de una decisión tan acertada como lo que escuchamos recientemente, en el sentido de que Pemex adquiría la totalidad de la refinería de Shell Deer Park. Es una gran decisión desde el punto de vista comercial, logístico, estratégico, económico y financiero. Y aun precio buenísimo por cierto.

Fue una de esas decisiones que en lo personal no pensé que se pudieran aprobar por la actual administración, sobre todo por el contexto ideológico con el que se han manejado varias decisiones energéticas durante los últimos 18 meses.

Y precisamente por ello, quien sea que haya identificado la idea, analizado, explicado y convencido al Presidente lo conveniente de esta decisión debería de tener una mini estatua en el complejo corporativo de Pemex, cerca del busto de Lázaro Cárdenas. No es broma, la decisión es de una conveniencia gigantesca y le ahorrará a México decenas de millones de dólares al año, en caso de que esta refinería se opere de manera eficiente y se tomen decisiones técnicas acertadas.

México se tardó casi 20 años en dar este paso que ha sido tan obvio desde hace tiempo. Administraciones pasadas como la de Vicente Fox o Felipe Calderón no fueron capaces de identificar la gran conveniencia que era el comprar refinerías complejas, ya en operación.

Enhorabuena para el actual gobierno. En materia energética es la decisión mas importante que ha tomado México en 25 años. En lo personal he estado mencionando esta opción desde al menos hace 15 años, y me da mucho gusto que este gobierno demuestre pragmatismo en este tema, ya que le conviene a México.

Vamos a analizar con un poco mas de detalle lo que implica la refinería, y los retos que tendrá Pemex en el corto y largo plazo.

Crónica de una Compra Anunciada- Cuando se Identificó la Oportunidad

Apenas a finales del año pasado Shell anunció la venta de siete de sus activos de refinación en el mundo. Esta gran compañía global decidió deshacerse de 1.2 millones b/d de refinación, de los cuales dos estaban ubicados en Estados Unidos, y uno de ellos en la zona del Golfo (Luisiana). Por cierto, Pemex hubiera podido comprar también este activo en Convent, con 242 mb/d de capacidad, y le hubiera costado solo una fracción de lo que está pagando por Deer Park…pero ese es otro tema.

Este evento mostró que Shell en general estaba dispuesto a deshacerse de activos de refinación, y seguramente de ahí habrá surgido la idea de alguna mente brillante en México de ofrecer dinero para adquirir la totalidad de esta refinería.

El adquirir la refinería de Deer Park tiene mucha lógica, entre otras cosas por lo siguiente:

  • Es una refinería que está acostumbrada a procesar crudo Mexicano. De hecho, es la refinería que más crudo Maya ha procesado en el mundo, incluso más cantidad que cualquier refinería Mexicana, gracias a la expansión de la coquizadora, y demás plantas secundarias que se llevó a cabo a inicios de este siglo
  • Tiene una logística envidiable, con acceso a crudo domestico barato, lo que le da una gran ventaja operativa para márgenes de refinación bajos
  • Tiene acceso a gas natural barato, lo que reduce tremendamente sus gastos de operación
  • Tiene infraestructura para vender domésticamente o exportar a México el producto refinado que produzca.

El ser dueño único de esta refinería le permitirá a Pemex traer unos 150 mb/d de gasolina, unos 130 mb/d de diesel y unos 45 mb/d de turbosina. Esto le ahorrará dinero porque, aunque se “comprará” a la entidad denominada Deer Park, al final del día será dinero que saldrá de una bolsa hacia la otra en el balance total de Pemex. El beneficio económico que tendrá el país en lugar de comprar estos productos a otra refinería externa es gigantesco.

Si Me Dejas Ahora – Los Grandes Retos Para Pemex con Esta Refinería…

Aunque la noticia es sí es buenísima, creo que vale la pena aclarar que existen riesgos tremendos para Pemex, en caso de que no sea capaz de mantener una operación óptima de esta refinería, que no negocie los mejores precios para comprar los crudos a procesar lo más barato posibles, y que no pueda optimizar la venta de refinados y corrientes no terminadas, ya sea a México, al mercado de Estados Unidos o a Shell misma. Aquí algunas sugerencias, para el que quiera escuchar:

  • Permitan la optimización de la refinería. No la operen con ideología: Este activo se ha estado operando con altos estándares económico-financieros, y conviene seguir así:
    • Si en un momento del mercado hay disponible muchísimo crudo Ecuatoriano o Colombiano y conviene mucho mas procesar una cantidad, en lugar de que toda la dieta sea de crudo Maya, adelante, no tengan miedo, ni dejen que la ideología les gane. Todas las refinerías de esta zona hacen dinero siguiendo lo que mas conviene en el mes en consideración, con los precios de mercado en ese momento, siguiendo las conclusiones de complejos sistemas matemáticos de optimización que analizan las mejores opciones de compra y venta
    • Si en otro momento del mercado conviene mucho mas exportar un volumen de diésel a Europa o a Chile por el diferencial de precios tan abierto, adelante, y que en esa semana o mes se reduzca el inventario de diésel en México, con tal de aprovechar las oportunidades del mercado internacional. El operar esta refinería eficientemente implica comprar también crudo que no es Mexicano y vender a otros que no sea solo Pemex. ¡No pasa nada!
  • Analicen bien los mejores precios de transferencia. En el momento en que se escribe esta nota se acaba de dar a conocer la noticia, sin mucho detalle de lo que se incluye en la transacción. Pero al parecer, la compra no incluye las plantas petroquímicas anexas, que seguirían siendo operadas por Shell. Esto significa que México le vendería, muy probablemente nafta, olefinas, aromáticos y otras corrientes a Shell para alimentar a su complejo petroquímico vecino. Pemex debe de asegurarse que tiene por aquí en Houston a la gente técnica, comercial y financiera que pueda analizar cómo preciar cada corriente, y defender lo mejor que se pueda los intereses de México en estas transacciones
  • Hace falta un Dream Team. Desde que Pemex ha sido socio de Shell ha habido un gran número de personas de Pemex Internacional (PMI) que han sido asignadas temporalmente para venir a Houston, y llevar las relaciones con la refinería, o analizar los precios de transferencia, entre otros temas. Una buena cantidad de esas personas ya ha sido regresada a México, pero tiene ya experiencia en la refinería de Deer Park. Hay gente en México que sería capaz de colaborar inmediatamente en esta nueva etapa y encargarse de la optimización, análisis financiero, negociar precios de transferencia, entre otras cosas. El hacer esto le ahorraría mucho tiempo a Pemex, al reducir la curva de aprendizaje, en caso de que envíen a gente que no tiene experiencia en esta refinería en particular
  • Busquen ayuda externa para validar el camino. Además de formar su equipo base para la operación diaria de la refineria, permitan a empresas externas apoyarlos (¡incluyedo a Stratas Advisors!) para revisar sus planes anuales, semestrales, semanales, ayudar a validar sus premisas de mercado, revisión de contratos actuales, decisiones de paros por mantenimiento, de cambios de dieta de crudo o productos, entre otros. Hay muchas empresas ya en Houston con la capacidad para apoyar a Pemex al tomar posesión y operar la refinería.

Lo que sí, las oportunidades para la importación privada se reducen, ya que Pemex podrá traer mucho mas volumen, aparte del que actualmente importa. O sea que, aquellos privados que sean dueños de estaciones de gasolina, empresas de importación, comercialización, van a tener, desgraciadamente un entorno mas complejo para competir con Pemex.

Estamos a sus órdenes en Stratas Advisors para cualquier servicio que necesite en el sector energético.

¡Nos vemos en la próxima!