Entrevista con Federico Barranco, IMP

0

Con la reciente inauguración del Centro de Tecnología para Aguas Profundas, el nuevo mercado petrolero mexicano se beneficiará de soluciones y capital humano adecuados a las exigencias de las empresas, nacionales y extranjeras, que participan en él. Durante el Energy México 2018 tuvimos la oportunidad de platicar con Federico Barranco, Responsable Técnico del proyecto, para conocer sobre sus objetivos y alcances.

“Podemos ofrecer apoyo tecnológico y de servicios a cualquier empresa mexicana y también a empresas internacionales, para el desarrollo de los bloques que están obteniendo en los procesos de licitación”

¿Qué es el Centro de Tecnología para Aguas Profundas (CTAP)?

El CTAP es un centro de investigación, desarrollo de tecnologías y de formación de recursos humanos, para proporcionar las tecnologías que necesita el sector de hidrocarburos y para explotar los campos en aguas profundas, principalmente los ubicados en el Golfo de México.

¿A quien le prestará servicios?

Por mandato el Instituto Mexicano del Petróleo (IMP) es un centro nacional, y podemos ofrecer apoyo tecnológico y de servicios a cualquier empresa mexicana y también a empresas internacionales, empresas operadoras, para el desarrollo de los bloques que están obteniendo en los procesos de licitación. La forma en la que lo estamos relacionando es: escuchar la problemática de cada una de estas empresas, desarrollar proyectos de investigación adhoc a la solución de estos problemas, y la prestación de servicios especializados; que incluyan el desarrollo de metodologías, análisis numéricos y también de pruebas experimentales.

Estamos desarrollando proyectos de investigación en colaboración con empresas nacionales e internacionales, a través de los cuales, suscribimos convenios de colaboración.

“Además de los cinco laboratorios que tenemos, pensamos construir siete laboratorios adicionales, en una segunda y tercera fase del proyecto”

¿Cuánto se ha invertido en el CTAP y cual es su capacidad?

El centro ha sido construido y equipado con fondos provenientes, tanto del fondo de investigación del IMP en la parte de la obra civil, así como del equipamiento ha sido adquirido con fondos del Fondo Sectorial SENER Hidrocarburos del Conacyt. El monto actual que tenemos en la inversión, de la obra civil, es $1,100 mdp; y el Fondo Sectorial nos ha aportado $915 mdp para el equipamiento del centro. Adicionalmente una bolsa para los primeros proyectos de investigación por un monto de $415 mdp. Esto ha sido un hecho muy relevante, porque ahora que ya tenemos el centro no tenemos que esperar a conseguir fondos para completar la investigación, sino ya contamos con una bolsa proveniente del sector de energía. El centro está ubicado en un terreno de 21 hectáreas, estamos ocupando en este momento dos terceras partes; en un futuro, además de los cinco laboratorios que tenemos, pensamos construir siete laboratorios adicionales, en una segunda y tercera fase del proyecto. No tenemos fechas precisas de su implementación, pero estimamos en un horizonte de 10 a 15 años.

“La idea de este centro es, no solamente hacer proyectos de manera individual, sino también concentrar fortalezas de otras instituciones y empresas”

El centro tiene una capacidad de diseño para recibir 90 investigadores especialistas, en los cinco laboratorios; sin embargo, también tenemos áreas destinadas para alojar personal proveniente de las empresas operadoras, investigadores de otros institutos u otras universidades con las que hagamos alianzas para desarrollar tecnología. La idea de este centro es, no solamente hacer proyectos de manera individual, sino también concentrar fortalezas de otras instituciones y empresas. Inicialmente vamos a arrancar la operación con 45 trabajadores de base y, conforme vallamos incrementando nuestros proyectos de investigación y servicios, vamos a incrementar la capacidad hasta llegar a su máximo.

¿En donde está ubicado el CTAP y porque escogieron ese lugar?

El centro está ubicado en el municipio de Boca del Rio, Veracruz. Se eligió ese punto porque es un punto estratégico, porque se han encontrado yacimientos de aguas profundas desde el norte de nuestro país, que es del estado de Tamaulipas, hasta el sur que es la parte de Tabasco, pasando por Campeche y Veracruz. Entonces se vio como un punto estratégico para atender a todos los proyectos a lo largo del Golfo de México. Un punto adicional, que también aportó para tomar la decisión de instalar el centro ahí, es que el gobierno del estado de Veracruz nos donó el terreno donde actualmente está instalado el centro.